INTRODUCCIÓN
Excursión circular en las últimas estribaciones de la Sierra de Javalambre, dentro del término municipal de Sarrión (Teruel). Esta localidad, trufera por excelencia, pertenece a la comarca de Gúdar-Javalambre y nos ofrece parajes alomados y muy solitarios, donde la longeva sabina puebla y domina grandes áreas. También surcan por estas montañas, algunos cursos fluviales que nos sorprenderán por su cautivadora orografía, este es el caso del profundo barranco de la Hoz, también llamado de Valbona. Este barranco que recorreremos en buena parte y su entorno, fue escenario de cruentas batallas de la guerra civil en el año 1938, dejándonos gran cantidad de vestigios en forma de fortificaciones defensivas, acondicionadas y visitables, a las que vamos a acercarnos también en esta excursión.
Iniciaremos nuestro recorrido a unos 11kms de la entrada de Sarrión, una pista asfaltada nos conducirá hasta allí, (ver acercamiento al punto de inicio).
La ruta se desarrolla básicamente por pistas de tierra y senda, encontrando un punto donde abastecernos de agua (fuente Cavero), dentro del barranco de la Hoz. Esta fuente puede estar seca en épocas o estaciones desfavorables.
Es una ruta muy recomendable y asequible para la gran mayoría de senderistas. Es de longitud media, no se acumula gran desnivel, no hay pasos complicados, es de trazado circular y de gran belleza, a demás de ser una excursión hasta ahora inédita, al menos en el ámbito de Internet.

  • El itinerario:

Laguna Polaco Pescater – Bco de la Hoz – Fuente Cavero – Corral de la Laguna – Fortificaciones defensivas – Laguna Polaco Pescater.

DESCRIPCIÓN DE LA RUTA
Comenzamos en la confluencia de pistas, junto a la pequeña laguna (ver acercamiento al punto de inicio). Aquí vemos un panel indicándonos algunas de las posiciones defensivas a 2km por el camino de la izquierda, pero estas las dejaremos para otra ocasión. Tomamos la segunda pista comenzando por la izquierda. De vuelta vendremos por la que queda a la derecha de ésta, después de visitar otras fortificaciones.

Nuestro andar se desarrolla por camino ancho, salpicado de abundantes sabinas y algunos enebros. 800mts después, nos encontramos con una bifurcación, seguimos por la izquierda. El desvío de la derecha que hemos ignorado, nos llevaría a salir a la pista por la que volveremos hasta nuestro vehículo.
Pronto nos acercamos a las inmediaciones del barranco de la Hoz, obteniendo bonitas vistas.

La pista definitivamente baja hasta su lecho, topandonos con otra bifurcación. Esta sigue de frente y gira poco mas tarde para cruzar el barranco y remontarlo en parte a media ladera.
Nosotros nos desviamos por un camino que sale por la derecha y se adentra en su lecho.
Desde aquí tenemos una sorprendente vista hacia una de las paredes del meandro.

El camino ancho nos permite avanzar rápidamente, aunque es recomendable relentizar el paso y disfrutar de este bonito entorno.

Conforme nos adentramos en él, se hace mas espectacular, formándose gigantescas paredes que nos hacen empequeñecer. Aquí encontramos un corral que aprovecha el abrigo de la pared y alguna sabina de gran porte.

Si nos fijamos bien podemos encontrar algunas especies que requieren un hábitat húmedo, como el acebo y el tejo.
Llegamos a la fuente Cavero, con un largo abrevadero, buen lugar para dar una tregua a nuestro estómago y refrescarnos.

El camino se transforma en senda y en algunas ocasiones desaparece para encontrarlo después, pero no tenemos ninguna complicación para seguir avanzando, ya que debemos seguir siempre el propio curso. A veces atravesamos pasos mas estrechos, dándole mas atractivo si cabe.

 

 

 

 

 

 

 

 

Llegamos a otro corral.

Finalmente, remontar el barranco nos ha llevado a un paraje mas abierto donde nos cruzamos con la confluencia de dos pistas. Tomamos la de la derecha.

Echamos la vista atrás para ver como sobresalen los picos de la zona alta de la sierra.

Avanzamos con poca vegetación, predominando la sabina rastrera, lo que nos proporciona amplias vistas. Llegamos a las construcciones del corral de la Laguna.

Nada más pasar estas, llegamos a un aparcamiento delimitado por una barandilla de troncos de madera. Aquí vemos también un panel informativo sobre las fortificaciones defensivas y su recorrido.

Aquí, seguiremos el itinerario propuesto para visitarlas, para ello debemos salirnos de la pista y ascender por la ladera de la derecha. Gran cantidad de trincheras recorren esta loma.

Nido de ametralladoras

Puesto de mando

Abrigo de tropa

Puesto de observación
Desde aquí tenemos una formidable caída sobre el barranco de la Hoz.

Después de hacer el pequeño recorrido circular, bajamos de nuevo a la pista para continuar la dirección que habíamos dejado. En unos 800mts, dejamos a la derecha una pista que nos sale al paso, es la que ignoramos al principio del recorrido. Seguimos de frente, para que en poco menos de 900mts lleguemos al final de la ruta.

DATOS DE LA RUTA

  • Fecha de la excursión: 13-2-2010
  • Tipo de ruta: Ruta circular
  • Nivel de dificultad: Moderado-Bajo
  • Longitud: 11,4 km
  • Desnivel acumulado de subida: 473 mts
  • Desnivel acumulado de bajada: 473 mts
  • Tiempo en movimiento: 3h 16’
  • Tiempo Total:4h
  • POR VUESTRA SEGURIDAD ES MUY IMPORTANTE QUE LEAIS ESTO

ACERCAMIENTO AL PUNTO DE INICIO

Salimos de la autovía Mudéjar A23, en dirección un Sarrión. Entramos a la población por la Nacional 234 y debemos dirigirnos hacia el oeste, justo a la parte opuesta del pueblo, donde cruzaremos un puente sobre las vías del tren. Una vez lo cruzamos, encontramos una ramificación de pistas. Seguimos por la segunda empezando por la izquierda (Camino de la Laguna), esta está asfaltada, además de ver un panel que nos indica la dirección hacia Las fortificaciones defensivas.
En cerca de 11 kilómetros sin dejar la vía principal de asfalto, llegamos a un llano donde confluyen 4 pistas de tierra, además de situarnos junto a una pequeña laguna, llamada Polaco Pescater. Aquí termina el asfalto y nuestro acercamiento al punto de inicio.

ANÉCDOTAS Y MOMENTOS DEL DÍA
De nuevo, Lute y yo salimos a descubrir zonas desconocidas para nosotros. Aprovechando que este sábado tenía cosas que hacer en Sarrión, diseñe esta ruta desde la teórica, delante del teclado y pantalla de mi pc, buscando zonas que no habíamos tocado antes y que pudieran ofrecernos una corta pero intensa jornada de montaña. El recorrido no debería ser muy largo, ya que los que haceres en Sarrión no nos lo permitia.
Como era de esperar, comenzamos a caminar un poco mas tarde de lo habitual y el frío de las previsiones de la meteo, al parecer no nos iba a abandonar en todo el día, gracias a que no hacia un ápice de aire y perfectamente soportábamos los -4 º que intentaban congelar nuestros huesos.
Caminar a esta temperatura sin el molesto y gélido viento, se nos hacía muy llevadero, incluso te animaba a quitarte alguna prenda, como se suele decir … “ya nos podíamos dar con un canto en los dientes”. Otra cosa muy diferente fue el momento Doble B, “Bocata-Bota”, en la parada para este momento pudimos ser testigos del cambio paulatino de “color-temperatura” de nuestras uñas de las manos …. no quisimos quitarnos las botas para ver las de los pies. En pocos minutos pasaron del”Rosado-calentito“, al”morado-helado“, con su consiguiente y compañero inseparable, el dolor, que insistió en acompañarnos un rato.
El barranco de la Hoz, nos dejó encantados con su soberbia belleza y soledad, disfrutando, a la vez que sorprendidos del cambio de orografía que ejerce este barranco sobre un fondo de lomas, aparentemente onduladas.
Llegamos a otro de los puntos clave de la ruta, las fortalezas defensivas, cuyo recorrido está autoguiado, encontrando algunos paneles explicativos y otros para guía y puntos del recorrido.
Los restos de estas construcciones nos arrancaban pensamientos y algún que otro comentario sobre la dureza y dificultad para sobrevivir en aquellos años.
A la vez que a mi cuerpo lo recorre un escalofrío, a mi mente le asalta el inevitable “esperemos que se haya aprendido de todo aquello para que no se repita“, evitando el negativo dicho del reiterativo tropiezo en la misma piedra.

Videos