Os preguntareis, que hace esta foto del artilugio de un velero en una página de montaña…. pues ahí va.
Este pasado puente festivo hemos decidido quedarnos en casa, bueno no exactamente….en vez de salir como de costumbre en estos casos a patear otros lugares de nuestra geografía, decidimos hacer la habitual salida senderista de los sábados, y el lunes cambiamos la montaña por el mar. Un paréntesis para hacer otras cosas que nos agradan, aunque el denominador común siempre es la naturaleza y el bienestar que proporciona.
Invitados por Manolo, nuestro compañero de aventuras, embarcamos en su velero para que a golpe de vela y timón, diéramos una vuelta por los alrededores del Puerto de Sagunto. A caballo entre el mar y la montaña, Manolo ha sido y sigue siendo un soñador con todo lo que conlleva el concepto “aventura”. En su pagina web Aventura Mediterranea ofrece la posibilidad de organizar recorridos por montaña y mar, una perfecta combinación que no defrauda a ningún amante de la naturaleza.
En el transcurso de la mañana captamos al vuelo algunas palabras del idioma marinero y entre cabos, botavara, y aparejos, discurrió una plácida e interesante mañana.

Aquí os dejo un pequeño montaje de vídeo y fotos de la salida del lunes.