La ruta de senderismo propuesta recorre el bosque de roble más grande de España y uno de los mejores conservados de Europa. Está declarado Parque Natural y Reserva de la Biosfera. Es un verdadero placer caminar por su interior junto al arroyo, donde la humedad y el manto verde de los musgos lo envuelve todo.

La caminata nos lleva hasta las lagunas, un lugar de gran belleza y de una paz difícil de igualar. Lo recorreremos en sentido inverso a lo que habitualmente se suele hacer. Comenzaremos por el fondo del valle, hasta llegar a las lagunas y luego caminaremos de vuelta a media ladera del valle hasta bajar a la casa del guarda, en Tablizas, de forma que haremos un recorrido circular.

Para poder entrar en esta reserva, es necesario un permiso. Es una zona de una importante restricción, ya que solo lo conceden a 20 personas al día y se debe pedir a la Consejería de Medio Ambiente del Principado de Asturias. Podemos pedirlo telefónicamente al TLF.985279100, ó bien vía Internet pinchando AQUÍ.

 

Comenzamos en Tablizas, en la casa del guarda y después de entregar nuestro permiso.

Nos dirigiremos hacia el puente que cruza el arroyo, frente a la casa.

Lo cruzamos para seguir un camino a la derecha y volver a cruzar mas adelante otro puente para seguir remontando el río Tablizas.

Un tramo de agradable caminar junto al arroyo que de vez en cuando nos ofrece bonitos saltos de agua.

Mas arriba se convierte en senda y penetra más si cabe, en el corazón del bosque. Pasando en varias ocasiones de un lado a otro del río por medio de unos pequeños puentes de madera. Aquí entiendes el porque de estas fuertes restricciones, debemos proteger este impresionante lugar. La senda sube por un arroyo tributario del Tablizas, el Candanosa donde comienza a tomar mas desnivel.

Llegamos al punto en que encontramos una tablilla indicándonos la senda para subir hasta las lagunas, situadas a la izquierda.

Un entorno espectacular y solitario, donde podemos aprovechar y hacer una parada para reponer fuerzas mientras disfrutamos de este privilegiado entorno.

Después de recorrer todas las lagunas, volvemos por el mismo trazado hasta el cruce con la tablilla. Tomamos la senda de la izquierda para ir a media ladera sobre el valle, donde cruzaremos algunos tramos de pedrizas.

Esta parte del recorrido es más aérea, permitiéndonos disfrutar de bonitas vistas sobre el frondoso valle y su entorno.

Echando la vista atrás podemos apreciar el cordal donde en su base se sitúan las lagunas.

Pasamos junto a ejemplares de robles con portes considerables.

También por altos y espesos mantos de helechos.

La senda pasa junto a la fuente de la Fuenculebrera.

En poco tiempo nos situamos otra vez en el fondo del valle para llegar a la casa del guarda por su parte trasera.

  • Fecha de la excursión: 5-7-2005
  • Tipo de ruta: Ruta circular
  • Nivel de dificultad: Moderado
  • Longitud: 18km
  • Desnivel acumulado de subida: 1100mts
  • Desnivel acumulado de bajada: 1100mts
  • Tiempo en movimiento: ———
  • Tiempo Total aproximado: 7h
  • POR VUESTRA SEGURIDAD ES MUY IMPORTANTE QUE LEAIS ESTO
  •  TRACK GPS NO DISPONIBLE

Una vez en la población de Moal, (si venimos desde la carretera AS-15 de Degaña-Cangas del Narcea) debemos ir a buscar la pista que nos lleva hasta la zona llamada Tablizas y que localizamos a la salida del pueblo, en dirección al río.

 

 

 

Fotos