Un buen complemento a los paseos en la dehesa del Saler, es ir al Racó de L’Olla y empaparse de la información que nos ofrece el centro de interpretación.

A continuación, podemos dar un agradable paseo por las dos sendas propuestas en este lugar. Una, la de la izquierda una vez cruzado el recinto del centro de información, nos conducirá por una senda de tablones de madera y con vistas a pequeñas lagunas,

hasta un mirador de aves, lugar privilegiado para contemplar en todo su esplendor ,a la gran cantidad de aves que hay allí.


De vuelta por el mismo camino hasta el centro de información, seguiremos por la senda de la derecha (según sales del centro de información). Esta nos llevará hasta unas antiguas caballerizas, ahora transformadas en otro centro de interpretación,

donde podemos enterarnos, de todo lo concerniente al entorno natural en el que estamos y además al final del recorrido del centro tenemos una sala de audiovisuales.

En definitiva, un agradable paseo para toda la familia y además con el incentivo de tener toda la información del lugar en nuestras manos. Podemos hacer un picnic en la zona preparada para ello.