INTRODUCCIÓN
Corta excursión señalizada como sendero local en la Sierra Grossa. Esta comienza junto al ayuntamiento, en la plaza del Palau de la población de Aielo de Malferit, que pertenece a la comarca de La Vall d’Albaida (Valencia). Pasando por el Portal del Carmen, el lavadero, la antigua central electrica y cruzando después el rio Clariano por el “Pont de Baix” que data del siglo XVI, y más tarde por el “Pont de l’Arcá” subiremos por la llamada “senda de la umbría” a un balcón natural de la zona, el “Molló de les Mentires“, desde el que obtendremos amplias vistas del entorno. El sendero como tal es circular, con un tramo común que corresponde a la senda de la umbría, pero en nuestro caso lo hemos realizado completamente lineal, puesto que la vuelta, aunque corta, se realiza básicamente por asfalto y nos pareció mas atractivo volver por el mismo trazado.
Este sendero señalizado, necesita urgentemente una nueva marcación. Marcas tachadas y poco legibles te incitan a la duda. Problemas de paso por propiedades privadas han derivado a que encontremos algún punto donde la incongruencia es evidente. Paneles de dirección que te desvían en un sentido y a la vez la homologada marca del aspa que nos indica “por ahí no”. Esperemos que pronto solucionen el problema de señalización de este agradable recorrido.
Podemos coger agua en la única fuente que veremos, al salir de la población, en la “font d’allá baix“, justo antes de cruzar el Pont de Baix.

DESCRIPCIÓN DE LA RUTA
Comenzamos en la plaza del Palau, junto al ayuntamiento y una antigua destilería de licores.

Por la calle de la iglesia y desviándonos después por la de la Virgen del Carmen, pasamos por la puerta del Carmen, antiguo acceso a la población.

Giramos a la derecha y encontramos enseguida el lavadero.

Vemos ya una buena panorámica con el puente de Baix que cruza el río Clariano.

Bajamos la empinada cuesta para llegar a la antigua central eléctrica, que dicen es la más antigua de la comarca.

Muy cerca de ella se encuentra la fuente de Allá Baix.

Cruzamos por el puente para llegar a un cruce de caminos.

Seguimos de frente por un camino con un tramo hormigonado en ligera ascensión.

Echando la vista atrás podemos contemplar una buena panorámica de la población.

400mts después de cruzar el puente giramos a la derecha por otra pista que nos adentra en un entorno más aislado y montañoso.

Pronto llegamos de nuevo al río Clariano y al Puente del Arco que lo cruza, acueducto que trasvasa el agua, supongo para el abastecimiento de la antigua central eléctrica.

Cruzamos el puente por el estrecho muro y seguimos caminando por el margen del canal.

En este tramo del canal encontramos algunos puntos expuestos al caminar por encima del estrecho muro sin protección, así que hay que estar atentos para no tropezar. También tienen que tenerlo en cuenta las personas que padezcan de vértigo.

Conectamos después con una pista asfaltada (camí de l’Ombría). Giramos a la izquierda y sin dejar el camino principal y después de cruzar el barranco del Joncar, llegamos en unos 400mts, a una nueva confluencia de caminos. Aquí vemos unos paneles del SL. Ignoramos estas direcciones y nos desviamos a la izquierda unos metros mas adelante en la próxima bifurcación.

Pocos minutos después, la pista se termina y comienza de frente una senda, “senda de la umbría”.

Esta asciende entre vegetación de monte bajo y pinos jóvenes.

Tomamos altura y disponemos de buenas vistas.

Finalmente llegamos al Mojón de las Mentiras.

Buenas panorámicas del valle y sierras limítrofes nos esperan.

El Benicadell al fondo

La vuelta en nuestro caso la haremos por el mismo camino.

DATOS DE LA RUTA
Ruta lineal
Distancia recorrida: 4,37 kilómetros (solo ida)
Altitud min: 226 metros, max: 440 metros
Desnivel acum. subiendo: 304 metros, bajando: 132 metros (solo ida)
Grado de dificultad: Facil
Tiempo en movimiento: 1h30′ (solo ida)

DATOS, MAPAS, GRÁFICOS Y TRACK

ANÉCDOTAS Y MOMENTOS DEL DÍA
Aprovechando la fiesta de este viernes, decidimos Lute y yo hacer algo suave para que retomara el contacto en plan paseo, después de la operación que le ha tenido apartado de la montaña todas estas semanas. Este sendero local nos pareció adecuado, además nunca habíamos hecho nada desde esta bonita población, Aielo de Malferit, pueblo natal del ya desaparecido y excepcional cantante Nino Bravo, donde se puede visitar su museo. El obligado café lo tomamos en un bar de esta población, donde el dueño nos atendió con mucha amabilidad. Buena conversación y buenos consejos sobre que ver y comprar en Aielo, denotaban en él un fuerte compromiso con su pueblo.
Después de dar un paseo por la población, comenzamos a buscar las marcas blanco-verde del recorrido del SL. Las primeras las encontramos una vez pasado el lavadero, y pasando el puente de Baix vemos los primeros paneles que nos indican el lugar donde estamos, pero no la dirección que debemos tomar a partir de allí. Marcas tachadas y a la vez otra medio borrada nos hizo tener dudas de la dirección a seguir. Esta incertidumbre la tuvimos en algún punto mas del recorrido. De bajada nos cruzamos con un grupo de agentes de medio ambiente, uno de ellos al preguntarle por el trazado de este sendero se acercó a nosotros, y amablemente nos indicó la vuelta y aclaró el porque del estado de la señalización. Al margen de la carencia de fondos para un nuevo acondicionamiento del sendero, tuvieron problemas de paso con los dueños en tramos de propiedad privada, así que hasta que el tema se solucione, se vieron obligados a pintar algunas marcas en aspa para rectificar el recorrido indicando “dirección errónea”, aunque siguen estando los paneles de dirección originales que a la vez nos indica “buena dirección”. Como digo, nos indicó también como seguir la variante circular hasta Aielo, pero al parecer se desarrollaba por asfalto, aspecto que quisimos evitar volviendo por el mismo lugar, que intuimos mucho mas atractivo aunque se repitiera. Vuelvo a insistir y resaltar en la amabilidad de esta persona que se ofreció con entusiasmo a explicarnos todo esto, aconsejandonos también una vuelta por el pueblo y entre otras cosas, visitar la antigua bodega de licores que data del año 1880, donde podemos comprar y degustar entre una gran variedad de licores artesanales, siendo la estrella de estos, el de Nuez de Cola, que lleva consigo una curiosa e interesante historia .

TODAS LAS FOTOS

……………………………………………………………VIDEOS