Sube a otro de los desconocidos altos de la sierra de Gúdar, con una alternativa de cinco estrellas

Cinglos en la sierra de Gúdar

Los cinglos del barranco de Nogueras es uno de los recuerdos imborrables de esta y muchas otras rutas por la sierra de Gúdar

En esta ocasión os proponemos subir al poco conocido Alto de la Cruz del Herrero (1639mts), situado en la sierra de Gúdar, y compartiendo territorio entre Linares de Mora (Teruel) y Cortes de Arenoso en Castellón.

La ruta que en nuestro caso comienza en Castelvispal (pedanía de Linares de Mora), transita al principio por el valle que es recorrido por el río Linares que a partir de aquí toma el nombre de Villahermosa.

Aprovechamos sendas sin marcar, utilizadas generalmente por vecinos y conocedores del terreno, una atractiva alternativa que nos dará una perspectiva diferente del valle.
Por la senda de las Nogueras, pasaremos por la masía de Nogueras, lugar con gran encanto en el que rogamos máximo respeto.

Desde aquí se complica un poco el trazado, ya que descenderemos con fuerte desnivel al barranco de Nogueras, de incómodo acceso por su crecida vegetación. Saldremos de este cerrado entorno y continuaremos hasta la escondida cascada del Arquero.

Ascenderemos hasta el Mas del Royo y desde allí al Mas de Tabas , para terminar ascendiendo a la Cruz del Herrero.

Descenderemos para volver por un tramo común hasta tomar una alternativa distinta, pasando por los espectaculares cinglos del barranco de Nogueras y terminar nuevamente en Castelvispal.

La Cruz del Herrero es una montaña alomada y sin ninguna dificultad técnica para alcanzar su punto más alto, no obstante, el esfuerzo final de subida lo haremos sin sendero.

A esta subida le añadiremos una alternativa circular de gran belleza paisajistica y a veces algo aventurera, con algunos sectores sin senda, con lo que es recomendable el GPS si no se conoce bien la zona.

Solo encontramos una fuente en el recorrido, la de los Collares, aunque no nos debemos confiar y llevaremos siempre suficiente agua para toda la jornada.

  • Advertencia:

Aunque no existe ningún paso con peligro  evidente, si hay que  evitar hacer esta ruta con lluvia abundante, ya que descenderemos a un estrecho barranco.

Este tramo desde la masía de Nogueras hasta salir del barranco del mismo nombre, es aconsejable solo para los que estén acostumbrados a caminar en entornos incómodos donde el avance es lento por la abundante vegetación y gusten de momentos con matiz de aventura. (Este trazado es el que aparece como realizado en el track para gps). Existen marcas rojas que nos facilitarán mucho el seguimiento en este tramo.

  • El itinerario:

Castelvispal – Mas de Nogueras – Barranco de Nogueras – Cascada del Arquero – Mas del Royo – Fuente de los Collares – Mas de Tabas – Cruz del Herrero – Cinglos del barranco de Nogueras – Castelvispal.

Partimos de la pequeña pedanía de Castelvispal (ver acercamiento al punto de inicio) y bajamos por la escalinata junto a la iglesia hasta el final de la población. Bajamos siguiendo las marcas del PRTE-31 que va hacia Puertomingalvo.

Vispal

Comenzamos en la encantadora y aislada Castelvispal

Una vez terminamos de descender, vemos las ruinas de una gran construcción que según creemos fue una importante fábrica de hilos. También encontramos un pequeño puente que cruza el río, por donde sigue el PR, pero nosotros no vamos a cruzarlo.

Unos 20mts antes de llegar a él, dejamos el PR para girar hacia la derecha y rápidamente remontar por una senda que se ciñe a las paredes de la montaña y va ganado altura sobre los bancales. Existen unas marcas rojas que nos delatan el inicio de esta senda.

Unos 500mts después, conectamos con una pista, justo en una curva cerrada, continuando por la derecha en ascenso y a unos pocos metros, tenemos la opción de acortar una lazada de la pista, subiendo por una senda.

Vamos adquiriendo las primeras vistas del entorno con las abruptas paredes del Alto del Pellejero, cuando a algo más de 1km, encontramos una bifurcación de pistas (1), en esta ocasión tomamos la que desciende por la izquierda. A este punto volveremos en unas horas para seguir el mismo trazado de vuelta hasta Castelvispal.
En pocos minutos tomaremos una senda a la derecha llamada “Senda de las Nogueras”. Si seguimos por la pista, esta terminará en unas masías más abajo.

senda en Castelvispal

Por la senda de las Nogueras, obtendremos una fantástica visión del valle.

Esta senda nos lleva finalmente hasta la Masía de Noguera, construcción de arquitectura en piedra. Deberemos ser respetuosos en todos los aspectos durante nuestro paso por esta propiedad.

Masías de la sierra de Gúdar

Llegamos al Mas de Noguera, un tranquilo rincón con bonitas vistas

  • Nota:

El próximo sector es recomendable solo para senderistas que estén acostumbrados a caminar en entornos incómodos donde el avance es lento por la abundante vegetación, sendas intuitivas con fuerte desnivel y gusten de momentos con matiz de aventura.

Continuamos el sendero que nada más pasar la masía se difumina, pero lo intuiremos en fuerte descenso hacia la izquierda hasta el fondo del barranco de Nogueras. Seguimos encontrando las marcas rojas que nos servirán de mucha ayuda.

senderismo en Teruel

Descendemos hacia el barranco de Nogueras, aquí comienza nuestro momento de aventura.

Barranco de Nogueras

El descenso al barranco de Nogueras tiene bastante inclinación

Cruzamos el arroyo y continuamos por el margen derecho, donde se define un poco más la senda que asciende suavemente en paralelo al curso del arroyo. Poco después y siguiendo las marcas, descendemos bruscamente hacia el arroyo, aunque podemos seguir junto a el sin cruzarlo. Asciende por la ladera pedregosa para terminar saliendo del barranco por la derecha, donde encontramos una intuitiva senda que desciende hasta una zona abierta de bancales, junto al río Villahermosa. Encontramos algunas fitas y marcas rojas.
El entorno es imponente, un paraje abrupto y selvático, pero vuelvo a recordar, de avance lento e incómodo.

Barrancos de la sierra de Gudar

Avanzamos bien y sin problemas por el margen derecho si la vegetación nos lo permite.

Continuaremos en la misma dirección (sur), paralelos y a cierta distancia del río Villahermosa, para encontrarnos con el arroyo de otro barranco, aguas que provienen de la cascada.
De este barranco veremos que baja una tubería fina y negra de PVC, utilizada para captar y conducir el agua, si la seguimos un corto trecho remontando el barranco, esta nos llevará hasta la bellísima cascada del Arquero.

La cascada del Arquero

Llegamos a la Cascada del Arquero, un paraíso escondido.

Nos hemos dirigido a la cascada por un lado, debiendo cruzar el arroyo para acercarnos a su base, ahora salimos de ella siguiendo un sendero bien definido que parte desde su misma base y desciende en dirección al río.

Esta senda pertenece al PR-TE25 que se dirige hasta Puertomingalvo. En unos 50mts desde la cascada, vemos una senda a la derecha que asciende en dirección a un muro de piedras, en la que vemos una fita y otras pintadas rojas. Si nos pasamos este desvío, siempre podemos tomar otro más abajo que finalmente se une con el anterior.

Su trazado sigue tomando altura y nos enfila primeramente hacia dentro del barranco donde se ubica la cascada, apareciendo a nuestra derecha a nivel algo inferior. Más tarde gira hacia la izquierda para tomar la dirección que esperábamos hacia el Más del Royo.

Masías de Teruel

El ascenso nos sitúa en el Mas del Royo, otro de los miradores que disfrutaremos hacia el valle.

Seguimos ahora por la pista de acceso al Mas que se dirige en sentido Sureste.

Unos 50mts después, dejamos esta pista por la derecha para dirigirnos hacia el bosque y buscar un sendero señalizado con algunas fitas (camino viejo de Puertomingalvo a Cortes de Arenoso).

Esta bonita senda en ascenso,  atraviesa un cerrado bosque de pinos y conecta más arriba con una pista, pero metros antes de hacerlo, encontramos la fuente de los Collares.

Formaciones rocosas en la sierra de Gudar

El sendero de subida también nos ofrece interesantes vistas

Fuente de los Collares

Llegamos a la fuente de los Collares, único punto en la ruta para llenar nuestras botellas

Continuamos ahora en descenso por la derecha y transcurridos unos 600mts, debemos dejar esta vía para tomar un camino más estrecho que asciende por nuestra derecha. Este antiguo camino en muy poco tiempo nos sitúa de nuevo en la pista, hemos atajado una buena lazada de ella.

Desde aquí el próximo objetivo es dirigirnos hasta el Mas de Tabas que fugazmente hemos visto hace un buen rato desde más abajo. Para ello tenemos dos opciones, una es la de seguir por la derecha en ligero ascenso y llegar hasta el Mas por la pista, recorriendo unos 800mts de distancia.

La otra alternativa es la de atajar este tramo monte a través con fácil orientación (suroeste) y sin especial  dificultad de avance, para ello el recorrido será de unos 400mts. Para comenzar este atajo, una vez situados en la pista, debemos seguir por ella en descenso hacia la izquierda, unos 70mts después y una vez rebasado una pequeña  ondulación del terreno, dejamos la pista para comenzar este sector por la derecha.

Mas de Tabas

Campo a través, llegamos al Mas de Tabas

Desde el Mas de Tabas, vemos ya claramente hacia la derecha nuestro objetivo, la Cruz del Herrero.

Continuamos ahora por la pista y pasamos enseguida entre dos charcas que utilizan para dar de beber al ganado.

Sin dejar esta pista, nos aparece otra por la izquierda más tarde, pero seguimos por la derecha. Pasamos junto a un muro de piedra en seco, hasta este punto regresaremos después de ascender a la Cruz del Herrero para continuar nuestro recorrido de vuelta.

Continuamos por la pista y seguimos de frente en la próxima bifurcación, dejando la pista que desciende.

Adquirimos más desnivel de ascenso y una vez la pista gira hacia la derecha para salvar la cabecera del barranco de Nogueras, la dejamos y comenzamos a subir por la ladera sin claro sendero, aunque se llega a vislumbrar algún que otro trazado que nos guía hacia un pequeña pared de roca que salvaremos por la derecha.

Salvada esta muralla, tendemos a desviarnos hacia la izquierda para continuar el ascenso hasta la parte alta, donde podemos disfrutar de un primer mirador natural antes de terminar en lo más alto.

Subida a la Cruz del Herrero

Sin sendero, ascendemos sin dificultad hacia un primer mirador natural cerca de la cima

senderismo en Castelvispal

Antes de llegar a lo más alto, podemos acercarnos hasta un estratégico punto para disfrutar de imponentes vistas.

Retrocedemos y nos orientamos ahora hacia la parte alta culminar en la alomada cima sin nada que nos lo indique.

Cabezo de las Cruces

Hemos ascendido a la parte más alta y descubrimos nuevas vistas, esta vez hacia el Cabezo de las Cruces

Descendemos hacia el Norte, cruzando primero una zona de pinos y pasando por algún mojón del límite provincial hasta llegar a un amplio collado, momento en el que continuamos el descenso por la derecha.

Dejando atrás la Cruz del Herrero

Para no descender por el mismo lugar, lo hacemos buscando el cordal hacia el Norte

Finalmente nos uniremos a una pista que seguimos a la derecha, pudiendo atajar una amplia curva por senda intuitiva con fitas, para unirnos poco después al punto donde la dejamos para ascender a la cima.

Desde aquí y por el mismo camino, volveremos hasta el muro de piedra en seco que antes comentamos. Frente a este muro, bajamos junto a los límites de unos amplios bancales para estar pronto atentos a una senda que se perfila por la derecha y se adentra en el bosque de pinos para salir a un camino desde donde vemos el Mas de Tabas.

Continuamos el camino hacia la izquierda, con algunos mojones pintados en blanco; descendemos con moderación entre los barrancos del Lobo (tributario del barranco de Nogueras) a nuestra izquierda y el de Tabas a la derecha, hacia este último el camino tiende a perfilarse.

excuerión en la sierra de Gudar

Descendemos junto al barranco de Tabas para ir en busca de los cinglos del barranco de Nogueras

El camino poco a poco se deteriora más y finalmente pasa a ser senda que nuevamente se adentra en un tupido y encantador bosque de pinos. Antes de ello hemos dejado de lado las vistas hacia el barranco de Tabas, girando el camino hacia la izquierda en busca del cauce del barranco de Nogueras que cruzamos, para volver a hacer lo propio con otro cauce poco después.

Unos pocos minutos después volvemos a rebasar un nuevo barranco que marca el inicio de la subida hasta la parte alta del barranco de Nogueras, donde queda perfilado magistralmente por sus imponentes cinglos. Una vez arriba, hemos dejado el bosque cerrado y aunque transitamos entre jóvenes pinos, estos nos permiten disfrutar de maravillosas vistas hacia el barranco.

Después de superar unos antiguos bancales, llegamos a un corral en ruinas, esta es una de las obligadas paradas para asomarnos a los vertiginosos cortados que saciarán ampliamente nuestras expectativas. Más adelante dispondremos nuevamente de miradores naturales para poder contemplar nuevas perspectivas de este magnífico entorno natural.

Cortados del barranco de Nogueras

Hemos ascendido hasta los cinglos y el espectáculo en mayúsculas se ofrece ante nuestros ojos

buitres leonados en Gudar

Desde estos cortados tan imponentes, si las condiciones son propicias, disfrutaremos de otra maravilla de la naturaleza, del vuelo cercano de los buitres leonados que viven en sus paredes

El sendero continúa ahora en descenso moderado situándose en paralelo al valle del río Linares, dejando de lado algún que otro trazado que nos sale al paso por la izquierda. Finalmente conectamos con la curva cerrada de una pista que seguimos por la derecha en bajada.

500mts después nos unimos a la bifurcación de pistas (1) por la que hace unas horas pasamos, convirtiéndose este punto, en el sector  común de ida y vuelta.

Castelvispal

Por la misma senda, regresamos hasta Castelvispal

 

  • Tipo de ruta: Ruta circular con ascensión
  • Nivel de dificultad: Alto 
  • Longitud: 21’5km
  • Desnivel acumulado de subida: 915mts
  • Desnivel acumulado de bajada: 915mts
  • Tiempo en movimiento: 6h
  • Tiempo Total: 9h
  • POR VUESTRA SEGURIDAD ES MUY IMPORTANTE QUE LEAIS ESTO

senderismo en la sierra de Gúdar

Clica en el gráfico

Desde la autovía Mudéjar A23, tomamos la salida hacia Rubielos de Mora. Cruzamos esta población y nos dirigimos hacia Nogueruelas. Una vez cruzada ésta, en cerca de 15km, encontramos en una amplia curva hacia la derecha, la pista asfaltada que en 9km nos llevará hasta Castelvispal. En este desvío existe un panel indicándolo.

Con Google Maps, podéis ver la ubicación y calcular el acercamiento al punto de inicio de esta excursión en la sierra de Gúdar, que encontramos en el aislado casco urbano de Castelvispal.

Volvimos a la sierra de Gúdar que tanto nos ha enganchado y lo hacemos repitiendo un itinerario de lujo, en una de las zonas más hermosas y abruptas de este entorno. En su día, realizamos esta ruta I+D que junto a otras tres se publicó en la revista Pyrenaica, pero en esta ocasión la alargamos para subir a este alto poco afamado pero que nos proporciona un plus de esfuerzo y unas amplias vistas.

                Fotos                 La jornada resumida