Ascensión al pico Penyagolosa, que con sus 1814mts es considerado el techo de la provincia de Castellón y segundo de la Comunidad Valenciana, después del Cerro Calderón, ubicado en el Ríncón de Ademúz (Valencia), compartiendo este último, territorio con la provincia de Teruel.

Comenzando en el Santuario de Sant Joan de Penyagolosa, ascenderemos por el barranco de la Pegunta.

El tramo común de subida y bajada desde la base del pico, será el único sector que repetiremos, optando en esta alternativa por descender hasta el santuario por otro de los muchos barrancos que surcan este macizo, el de la Teixera.

Si comparamos trazados con las alternativas anteriores, vemos que el ascenso es común en todas las opciones, (subimos por el barranco de la Pegunta hasta la cumbre del Penyagolosa). Una vez bajado hasta su base, el descenso hasta el santuario es la diferencia que encontramos entre las diferentes alternativas. Encontramos tres fuentes en nuestro recorrido, dos en el barranco de la Pegunta y una en el de la Teixera.


Comenzando en el Santuario de Sant Joan de Penyagolosa, nos dirigimos por la pista asfaltada que se dirige hacia Vistabella.

Poco mas de 100mts tomamos otra pista a la derecha sin asfaltar, que rodeada de pinos nos acerca en unos 500mts al barranco de la Pegunta. Aquí, justo en una curva de la pista nos desviamos a la derecha para adentrarnos en el bonito barranco. Hay panel indicativo.

Avanzamos remontando el barranco mientras encontramos paneles explicándonos algunas de las especies botánicas que encontramos a nuestro paso.

A unos 700mts desde del comienzo del barranco llegamos al desvío de la primera fuente, un panel metálico del Parque Natural nos lo indica. En pocos metros desviándonos a la izquierda encontramos la fuente.

Volvemos al cruce y seguimos ahora por la derecha para encontrarnos otra fuente mas adelante a la izquierda de la senda, un poco mas escondida, es la fuente de la Pegunta.
Finalmente salimos junto a la confluencia de varias pistas, seguimos a la derecha en ligero ascenso.

Avanzamos cómodamente para llegar en unos 300mts al claro de bosque llamado “el Corralico“, desde el que divisamos perfectamente la ladera del Penyagolosa por la que nos dispondremos a ascender en muy poco tiempo.
Aquí pasamos de largo un panel de madera (derecha), que nos indica la dirección para bajar por el barranco del Forn, (variante 2, que realizamos en otra ocasión).

Seguimos de frente para desviarnos poco después a la izquierda para comenzar la ascensión final hasta el pico. Para ello tomamos la senda de subida que se desprende de la pista junto a una gran piedra (hay panel). Este punto será común en la ruta ya que volveremos a confluir aquí cuando bajemos del pico.

El ascenso se hace paulatino mientras observamos un grandioso panorama de los montes colindantes.

Pasamos junto a un pequeño refugio que nos puede servir de ayuda en caso de tormenta.

Pasamos dos desvíos que se dirigen al Portellás (hay panel). Finalmente llegamos a lo mas alto, donde encontramos una construcción de la red de observatorios forestales, un pararrayos y un enorme punto geodésico. Las vistas desde aquí son amplias en todos los sentidos, con un cambio brutal de desnivel por la ladera sur que termina en un impresionante cortado.

Descendemos por el mismo lugar hasta su base (el Corralico), donde una vez conectamos con la pista giramos a la izquierda (punto común). Rodeados de pinos avanzamos rápidamente para llegar en poco más de 700mts al Mas de la Cambreta.

Salimos de la pista justo por delante del Mas, a la altura de los paneles de madera para ir a buscar por la derecha el barranco de la Teixera que encontramos a los 300mts aproximadamente. Bajamos a él y en muy poco tiempo estamos en la fuente de la Cambreta, cubierta de piedras, como un aljibe. Unas decenas de metros a la derecha encontramos la conducción hecha de troncos que lleva el agua una gran pileta.

Seguimos bajando por el cauce del estrecho barranco, disfrutando de un mágico entorno.

Después de un buen rato caminando dentro de él, salimos por fin a zona mas abierta.

Conectamos con una pista y con el trazado del GR7, del que encontramos marcas. Seguimos hacia la derecha y en muy poco tiempo estamos en el santuario.

  • Fecha de la excursión: 19-12-2009
  • Tipo de ruta: Ruta circular con ascensión
  • Nivel de dificultad: Moderado
  • Longitud: 10km
  • Desnivel acumulado de subida: 580mts
  • Desnivel acumulado de bajada: 580mts
  • Tiempo en movimiento: 3h15′
  • Tiempo Total: 4h30′
  • POR VUESTRA SEGURIDAD ES MUY IMPORTANTE QUE LEAIS ESTO

Con Google Maps podéis ver el acercamiento al punto de inicio de esta ruta de senderismo que se ubica en el Santuario de Sant Joan de Penyagolosa. El acercamiento queda reflejado desde la Autovía CV10.


Ver mapa más grande


Como viene siendo costumbre, todos los años y para estas fechas, organizamos una ruta de “despedida del año montañero”. Conjuntamente con el club de Muntanya Navalón de Sagunto, hemos vuelto a subir a la cumbre por excelencia, nuestra cumbre, o como suelo llamarla yo, “la estrella polar del senderista Valenciano” ya que con su inconfundible perfil aparece de repente en el horizonte y nos orienta en muchas de las excursiones.
A la cima llegó un primer grupo que salió delante, bajando después de almorzar en su vértice.
Otros esperaron en la base del Penyagolosa al grupo mas rezagado que tuvo un problemilla inesperado a la hora de salir. Bueno, aunque soy partidario de ir siempre todos mas o menos en un grupo, por aquello del ambiente y demás, es complicado cuando el grupo es numeroso…. al fin y al cabo la idea principal es pasar la jornada juntos,.
Los restantes del grupo, después de un tentempié junto al pequeño refugio en la subida al pico, llegamos a la cima y sacamos las acostumbradas burbujas para brindar una vez más por este año tan fructífero en rutas y por que el próximo sea al menos igual que este. Justo cuando íbamos a brindar llegó Toni, un excursionista de Valencia que se unió a la fiesta y que decidió regresar con nosotros por esta alternativa hasta el santuario. Desde aquí le mandamos un saludo, esperando que se una en alguna ocasión. Nos acordamos de los compis que no vinieron y algunos miembros del Club Desplome de Onda que a última hora cancelaron la salida por “virulentos”, espero que se les pase pronto.
Ahora sí, todos en el restaurante del santuario y juntos al calor de la estufa dimos cuenta de la comida que habíamos reservado.
Las alarmantes previsiones meteorológicas para estos días han hecho que más de uno se lo pensara dos veces y se quedara en casa. La experiencia, poca o mucha que nos ha dado estos años relativo a este tema, nos dice que si condicionas tus salidas a las desfavorables predicciones de la meteo, te sorprenderás de las pocas veces que aciertan, al menos para no poder pasar una jornada en la montaña, recordándonos con cierto cabreo el inevitable “me lo he vuelto a perder”.

Vídeos

La jornada resumida en tres minutos