Formaciones geológicas en el río Martín

Esta propuesta combinada no tiene desperdicio, a cada paso nos encontramos con algo que nos seduce

Un cóctel perfecto para disfrutar de maravillosos cambios paisajísticos.

INTRODUCCIÓN

Bonito recorrido de senderismo en el Parque Cultural del Río Martín (Teruel).
El itinerario propuesto es el resultado de combinar el PR-TE118. Sendero del Barranco de la Cingla y la variante del GR 262. Vuelta Palomares, muy bien señalizados en el momento en el que hemos realizado esta ruta.

No tiene pasos complicados, pero tendremos en cuenta las posibles crecidas del arroyo en el barranco de la Cingla y río Martín, después o durante las lluvias. Hay un paso equipado sencillo que nos ayudará a superar el paso por un tramo rocoso.
No hay fuente en el recorrido.
El combinado de recorridos señalizados, nos mostrará interesantes entornos, con sorprendente contraste de colores y formaciones geológicas.

Partiremos desde el pequeño núcleo de Peñas Royas o Peñarroyas, barrio de la población de Montalbán, con los dos itinerarios solapados hasta el mirador del Portillo. Allí seguiremos solamente el GR 262, desviándonos temporalmente más tarde si queremos, para ver la reproducción de icnitas de un pequeño dinosaurio. Al final de la bajada, disfrutaremos del magnífico entorno del río Martín, sector en el que utilizaremos una pasarela de hierro que salva un tramo del río, aunque al bajar de ella, transitaremos por zona inundable (en nuestro caso no había agua que anegara este área), por lo que hay que tenerlo en cuenta por si hay crecida del río.
Después de un sencillo paso equipado con grapas y posterior barandilla, llegaremos al corral del barranco del Val, punto donde se une con la variante del GR 262 hacia los Palomares, utilizada cuando se realiza el GR 262 hacia Obón, en el caso de estar inundado la zona de la pasarela por causa de las puntuales crecidas del río Martín.

  • Nota:

Desde este punto (corral del barranco del Val) tenemos la opción de alargar la ruta cuanto deseemos, con un tramo de ida y vuelta; continuando por el GR 262 en dirección Obón.


Subiremos hasta unirnos de nuevo con el PR-TE118, dejando el GR y dirigirnos al barranco de la Cingla, que recorreremos en parte por su lecho rocoso, atravesando El Hocino, que nos sorprenderá por sus formaciones rojizas del rodeno.
Subiremos al collado de Pilón Royo y desde allí, bajaremos un tramo junto al barranco del Villar, para finalizar en Peñas Royas, volviendo a atravesar sus tranquilas y estrechas calles.

  • El itinerario:

Peñas Royas (PR-TE118/GR 262) – El Portillo y mirador – (GR 262) Opcional Icnitas – Pasarelas – Paso equipado – Corral del barranco del Val – Palomares – Conexión con PR-TE118 – (PR-TE118) Barranco de la Cingla – El Hocino – Collado y corral Pilón Royo – Barranco del Villar – Peñas Royas (PR-TE118/GR 262).

DESCRIPCIÓN DE LA RUTA

Dejamos nuestro vehículo aparcado en el parking antes de llegar al pequeño núcleo urbano de Peñas Royas. Nos adentramos en sus estrechas calles y rápidamente vemos un poste con paletas del PR-TE118 y del GR262.

Peñas Royas

Pronto nos encontramos con las paletas del recorrido

Señalización de senderismo

El poste con las direcciones del PR-TE118 y el GR262

Seguimos a la izquierda, para pasear entre sus estrechas y tranquilas calles.

Barrio de Peñas Royas

Calle de Peñas Royas

Peñas Royas

La piedra rodeno, aprovechada al máximo en Peñas Royas

Dejamos atrás las estrechas calles, pasando por una fuente y continuamos entre corrales, dejando de lado un desvío del PR-TE118, que asciende por la izquierda. Nosotros continuamos de frente, aunque no dejamos de momento ninguno de los dos itinerarios senderistas.

Cruce de caminos

Nos encontramos con este panel, seguimos de frente hacia Obón

Peñas Royas

Pasando por las últimas construcciones de Peñas Royas

Un encantador camino rojo empedrado, nos conduce en ascenso hasta el estrecho paso del Portillo y su mirador; allí también veremos un poste con las distintas alternativas de estos senderos homologados.

Camino de rodeno

Una delicia caminar por estos senderos empedrados

El Portillo en Peñas Royas

Llegamos al Portillo y también a su mirador

Mirador del Portillo en Peñas Royas

Una valla delimita el mirador del Portillo

Mirador El Portillo

Bonitas vistas de Peñas Royas desde el mirador

Mirador del Portillo

Mirador del Portillo. Un excelente lugar para disfrutar del entorno de Peñas Royas

Ahora, en el panel, optamos por descender hacia el río Martín, en dirección Obón y pasando por un pequeño yacimiento de icnitas de dinosaurios.

Cruce de caminos

Rebasamos El Portillo y llegamos al cruce de senderos, justo al lado del mirador

GR 262

Descendemos por el GR 262 hacia Obón, dejando de lado el PR-TE118

Pronto nos encontramos con un nuevo cruce señalizado, se trata del desvío para ver las huellas de un pequeño dinosaurio (icnitas).

Desvío hacia las icnitas

Nos desviamos hacia las icnitas. Luego volveremos para continuar el GR

Sorprendentes vistas nos acompañan durante el descenso por el sendero hasta al yacimiento, donde, lo que encontramos, será una reproducción de unas pequeñas pisadas de Tichinosuchus, un reptil del grupo de los Arcosaurios que habitaban en estas tierras hace unos 245millones de años, en el Triásico. Las auténticas, las extrajeron en los años 80 en dos placas de rodeno.

Entorno del río Martín

Precioso paraje con contraste de verde y rojo durante el descenso

Panel de explicación de las icnitas de Peñarroyas

Un panel nos informa de los datos importantes del hallazgo y su extracción.

pisadas de un Tichinosuchus

Vista general de la reproducción

Huellas de dinosaurio

Reproducción de las icnitas de un Tichinosuchus

Icnitas en Peñarroyas

En la base del suelo, vemos la reproducción de las pisadas. El lugar hace a su vez de un inmejorable mirador hacia el cerrado entorno del río Martín.

Volvemos al cruce anterior para retomar el GR 262 y continuamos descendiendo hacia el río Martín. Vemos distantes, unas construcciones a modo de torreones, se tratan de palomares.

Palomar en Peñarroyas

Acercamiento a uno de los palomares

Formaciones geológicas en el río Martín

No tiene desperdicio, a cada paso nos encontramos con algo que nos seduce

Llegamos al fondo de valle y la vegetación lo cubre todo, el sendero se cierra con ella y nos conduce hasta las paredes del meandro del río. Allí cuelga una pasarela que nos facilita muchísimo el paso por el río, de otra manera, deberíamos descalzarnos y atravesarlo y no siempre es posible.

Pasarela en el río Martín

Pasarela sobre el río Martín

Pasarela en Peñarroyas

Una vez cruzada la pasarela, miramos hacia atrás, para disfrutar una vez más del bonito entorno

Hemos dejado atrás la pasarela, aunque vemos que caminamos por un tramo inundable. En el momento en el que hicimos esta excursión, no hubo problema, ya que no había crecida del río.

Este sector es al que hacíamos referencia en “Introducción”, en cuanto a lo de elegir una u otra alternativa para realizar el tramo del GR 262 desde Peñarroyas a Obón.

Palomar en Peñarroyas

Nuevas vistas hacia uno de los palomares

El sendero pasa por un tramo rocoso, encontrándonos con un paso equipado sin especial dificultad.

Paso equipado en el río Martín

Paso equipado con algunos peldaños

Paso quipado

Luego un corto tramo de barandilla

Llegamos a la unión con la variante Palomares del GR 262. Nos encontramos en el corral del Barranco del Val, allí se ubica el poste con las paletas de dirección y una explicación sobre aspectos varios de esta variante.

Por el GR 262 hacia Obón

Hacia el corral del barranco del Val

Poste del GR 262

Llegamos al corral y al poste con paletas de dirección

Desde aquí y si queremos, podemos alargar todo lo que queramos nuestro recorrido. En este caso, consiste solamente en continuar dirección Obón por el GR 262 que es lineal, y retornar cuando lo consideremos conveniente.

En esta ocasión y ciñéndonos solamente al recorrido combinado propuesto, giraremos a la izquierda, dejando el corral a nuestra derecha y subiremos en dirección al Portillo y su mirador.

Comenzamos a subir junto al barranco del Val para pasar entre palomares.

Palomar en el río Martín

Disfrutamos de muy buenas vistas

Llegamos a un nuevo cruce señalizado. Nos hemos encontrado con el PR-TE118 que viene del mirador del Portillo junto con esta variante del GR 262. En este punto, dejamos el GR y seguimos solamente el PR, en dirección al barranco de la Cingla.

Cruce de caminos

Llegamos al antiguo camino de la Hoz Vieja, coincidiendo con el PR-TE118

Cruce de senderos del GR262 y PR118

Vista del último tramo de sendero por el que hemos llegado hasta unirnos con el PR-TE118.

El barranco de la Val, ahora a nuestra derecha.

Barranco del Val

El Barranco del Val, desemboca finalmente en el río Martín

Con descenso moderado, bajamos hasta el cauce del barranco de la Cingla, cruzando su modesto curso fluvial; obviamente a tener en cuenta en días de lluvias, que puede verse crecido y nos complicaría bastante este próximo sector.

Barranco de la Cingla

El Barranco de la Cingla, desemboca en el Barranco del Val

Caminaremos junto a su lecho, cruzándolo y avanzando hacia el Hocino, un estrecho con llamativas formaciones de rodeno por el que caminaremos por su lecho rocoso para atravesarlo y ascender luego por un sendero a la izquierda que nos envía hasta conectar con el antiguo camino de Armillas y el collado de Pilón Royo.

Barranco de la Cingla

Cruzamos el modesto arroyo

Barranco de la Cingla

Caminamos por su lecho rocoso. A tener en cuenta en temporadas de abundantes lluvias

Barranco de la Cingla

Salimos del barranco de la Cingla, por un sendero a la izquierda, que se ve estrechado por un par de grandes piedras de rodeno

Subiendo desde el Barranco de la Cingla

Subiendo por el sendero, dejamos atrás el barranco

Collado y corral Pilón Royo

Llegamos al collado y corral Pilón Royo

Desde el collado Pilón Royo descendemos junto al barranco del Villar, con muy buenas vistas hacia el valle del río Martín, a la vez que disfrutamos también de las formaciones de rodeno.

Bajando a Peñas Royas

Bajamos hacia Peñas Royas, siguiendo primeramente la línea del barranco del Villar

Valle del río Martín

Avanzamos hacia el valle del río Martín, con bonitas vistas

Aparece Peñas Royas bajo nuestros pies, volviendo a maravillarnos de su entorno rojizo y verde.

Peñas Royas

Aparece Peñas Royas

Formaciones de rodeno

Rematamos esta bonita ruta, volviendo a disfrutar una vez más de las paredes rojas de las Peñas Rojas de rodeno

Ya en la parte alta de Peñas Royas y junto a las primeras construcciones, terminamos por encontrarnos con el cruce con paletas y el GR 262, al que anteriormente hicimos referencia, cerrando así la parte circular de la ruta.

Solo nos queda descender por sus calles, volviendo por el mismo camino señalizado por el que comenzamos hace unas horas.

DATOS DE LA RUTA

  • Fecha de la excursión: 24-06-2021
  • Tipo de ruta: Ruta circular
  • Nivel de dificultad: Moderado
  • Longitud: 11km
  • Desnivel acumulado de subida: 460mts
  • Desnivel acumulado de bajada: 460mts
  • Tiempo en movimiento: 4h aprox.
  • Tiempo Total: 5h30′ aprox.
  • POR VUESTRA SEGURIDAD ES MUY IMPORTANTE QUE LEÁIS ESTO

ACERCAMIENTO AL PUNTO DE INICIO

Con Google Maps, podéis ver la ubicación y calcular el acercamiento al punto de inicio de esta ruta de senderismo en el Parque Cultural del Río Martín, que encontramos en el aparcamiento del pequeño barrio de Peñas Royas.